La opinión de un médico sobre la postura actual de la Sociedad Watchtower en el uso de las fracciones de sangre

17.11.2012 19:20

El siguiente texto es una versión nuestra, traducida al Español, del artículo escrito en Inglés por el neurólogo Osamu Muramoto.

La Sociedad Watchtower redefine su linea en el uso de productos sanguíneos

                                                       Osamu Muramoto, M.D.

En la edición del 15 de Junio del 2004 de la Atalaya, la Sociedad Watchtower resaltó dos artículos sobre el uso de productos sanguíneos por los testigos de Jehová. Este artículo se tituló "Valoremos debidamente el don de la vida", y reiteró la larga sostenida tradición de la interpretación bíblica que apoya la doctrina religiosa que prohibe el uso médico de productos sanguíneos. El segundo artículo se titula "Aceptemos la guía del Dios vivo", el cual detalla las reglas sobre qué producto de sangre es "inaceptable" y cuál "el cristiano debe decidir". Esta edición de la revista también incluyó la reimpresión del importante artículo publicado el 15 de Junio del 2000 titulado "Preguntas de los lectores: ¿Aceptan los testigos de Jehová fracciones menores de la sangre?" confirmando la nueva directriz que permite el uso de cualquier fracción de "las componentes primarias" de la sangre. Las circunstancias bajo las cuales esta nueva norma fue promulgada en el año 2000 cláramente mostró que esto fue una preparación para permitir a los testigos de Jehová recibir todo el beneficio del nuevo desarrollo de suplentes sanguíneos basados en hemoglobina.

Mientras los dos artículos de Junio del 2004 no mostraron ningún cambio en la norma promulgada en el 2000, hay varios puntos interesantes que son dignos de discutir. Primero, el segundo artículo ahora ilustra un nuevo cuadro que muestra una clara línea horizontal que divide lo inaceptable de lo que el cristiano puede decidir.

La última categoría incluye fracciones de glóbulos rojos, de glóbulos blancos, de plaquetas y de plasma. Mientras que no hay nada nuevo en este cuadro comparado con el artículo "Preguntas de los lectores" de Junio del 2000, este cuadro ahora explícitamente indica "las fracciones de glóbulos rojos" como fracciones aceptables. Este es un énfasis importante, porque hasta el momento no habían fracciones de glóbulos rojos que podían ser usadas en medicina. Con el surgimiento de la tecnología de suplentes basados en hemoglobina en la última parte de la década de 1990, la Sociedad Watchtower rápidamente pavimentó el extenso camino para que los testigos de Jehová reciban estas fracciones "menores" de los glóbulos rojos, que en realidad son el 97% de los glóbulos rojos.

El otro punto interesante es la explicación para rechazar "las componentes primarias". Después de una larga discusión bíblica y una meticulosa justificación para rechazar tomar sangre por razones médicas, el artículo rápidamente concluye:

 

El libro de texto Emergency Care (Atención de emergencias), en su edición de 2001 y bajo “Composición de la sangre”, dice: “La sangre consta de varios componentes: plasma, glóbulos rojos y blancos, y plaquetas”. De ahí que los Testigos rechacen no solo las transfusiones de sangre completa, sino también de cualquiera de sus cuatro componentes principales.

 

En esencia, el artículo establece que la razón para rechazar "cuatro componentes primarias" es porque está "en conformidad con datos médicos" * que están establecidos en el libro "Emergency Care" (Atención de Emergencias). Mientras que todo el mundo puede estar de acuerdo de que no hay razón bíblica para definir "cuatro componentes primarias" que deben ser rechazadas, muchos lectores esperarían que tal clasificación esté basada en bien establecidos datos médicos. Interesantemente, el libro que este artículo cita aquí, no es un texto de autoridad médica. Este es un libro de texto usado por estudiantes de cursos para técnicos en emergencias médicas. ¿Por qué la Sociedad Watchtower no cita textos de mayor autoridad en medicina o de fuentes científicas para basar esta clasificación tan crítica? La razón es simplemente que tal clasificación no es científica, sino simplemente una tradición en medicina. Para usar una analogía paralela, nuestra comida es clasificada tradicionalemente en "componentes mayores" tales como proteínas, carboidratos, grasas, minerales, etc. ¿Es esta la única clasificación considerada como una información médica? Por supuesto que no. Esta es únicamente una de muchas maneras de clasificar nuestro alimento. Nosotros también podemos clasificarla como granos, carne, vegetales, pescado, etc. Esta es otra manera de clasificar nuestro alimento igualmente válido. Estas clasificaciones son sólo tradicional y convenientes herramientas para entender las diversas componentes de nuestro alimento. Dependiendo del método de clasificación, lo que es considerado "componente mayor" es diferente. Lo mismo es verdad para la clasificación de los componentes de la sangre.

En el caso de la clasificacion de las componentes sanguíneas, hay muchas diferentes maneras de clasificarlas. Es verdad que la clasificación que usan frecuentemente los bancos de sangre es la de cuatro componentes que establece este artículo de la Atalaya. Sin embargo, los libros de medicina usan diferentes clasificaciones.

Usualmente, la sangre es separada en "dos componentes mayores", glóbulos rojos (45%) y plasma (55%), porque otras componentes más pequeñas, tales como las plaquetas, son tomadas usualmente como una fracción de una de esas componentes mayores. Otra clasificación que es frecuentemente usada en libros de anatomía y fisiología está basada en la composición química. Con esta clasificación, componentes mayores y primarias de la sangre son el agua (80%), hemoglobina (15%), albúmina (2-3%), y globulina (1-2%).

Mientras que la Sociedad Watchtower adoptó la clasificación de glóbulos rojos, glóbulos blancos, plaquetas y plasma, como "componentes primarias" y especificó que debían ser rechazadas, ¿qué sucedería si la Sociedad adoptara una clasificación diferente que es igualmente válida en términos médicos?. Por ejemplo, ¿qué sucedería si fuera adoptada la clasificación de hemoglobina, albúmina, globulina como componentes primarias? Esta clasificación habría prohibido el uso de suplentes sanguíneos basados en hemoglobina y albúmina como un expansor de plasma, que es ahora permitido para ser usado por los Testigos. ¿Qué nos dice esta diferencia?

Nos dice que lo que es inaceptable en la doctrina de Watchtower nada tiene que ver con la doctrina bíblica citada en este artículo. Esta únicamente depende de la clasificación de los componentes de la sangre que la Sociedad Watchtower ha adoptado entre muchas otras diferentes clasificaciones disponibles en la literatura médica. Bajo una clasificación (glóbulos rojos, glóbulos blancos, plaquetas y plasma), la mayor parte de productos sanguíneos disponibles en la práctica médica están en la categoría que puede ser decidida por el cristiano, o como asunto de conciencia. Esto es porque la actual tecnología no usa más esas fracciones crudas en productos farmaceuticos. Por otro lado, bajo la otra clasificación basada en compornentes químicos (hemoglobina, albúmina, globulina, además de agua), la mayoría de productos disponibles serían inaceptables, porque esta clasificación es más consistente con la actual tecnología bioquímica para producir productos farmaceuticos basados en sangre. Sin embargo, bajo esta clasificación alternativa, el uso de plaquetas puede ser aceptable porque no es considerada una componente mayor o primaria. En otras palabras, si la Sociedad Watchtower hubiera adoptado la clasificación química de las componentes primarias de la sangre, que es más consistente con la actual biotecnología, entonces la hemoglobina, albúmina y globulina, serían todas prohibidas, pero las plaquetas y tal vez los glóbulos blancos habrían sido permitidos.

 

Dependiendo de la clasificación de las componentes de la sangre que la Sociedad Watchtower adopte, esto hace una gran diferencia en términos de lo que es aceptable e inaceptable, y así quién podrá sobrevivir o morir por una catastrófica pérdida de sangre. Esta diferencia nada tiene que ver con la doctrina bíblica ni con la actual ciencia médica. Esta sólo tiene que ver con la decisión de la Sociedad Watchtower para adoptar una clasificación de las componentes sanguíneas. La dura realidad de los Testigos de Jehová es que sus decisiones de vida o muerte no están basadas directamente en algún argumento bíblico discutido en estos artículos, porque tales doctrinas bíblicas no tienen relevancia para clasificar las componentes de la sangre. Y es esta clasificación la que determina todas las componentes inaceptables y así las decisiones de vida o muerte. Es irónico que las reglas promulgadas en el artículo titulado "Aceptemos la guía del Dios vivo" son simplemente guiadas por decisiones humanas y antiguas tradiciones. Si ellos adoptasen una clasificación alternativa, que esté en línea con la actual tecnología médica, la vida o muerte de los testigos de Jehová serían totalmente diferentes.

 

* Nota del Traductor: El artículo original en Inglés de esta Atalaya dice "Thus, in line with medical facts, Witnesses refuse transfusions of whole blood or of any of its four primary components", mientras que en la edición en Español dice : "De ahí que los Testigos rechacen no solo las transfusiones de sangre completa, sino también de cualquiera de sus cuatro componentes principales".


Referencias

-Muramoto O. Bioethical aspects of the recent changes in the policy of refusal of blood by Jehovah's Witnesses. British Medical Journal 2001; 322: 37-39 (http://www.ncbi.nlm.nih.gov/pmc/articles/PMC1119307/)

 

-Muramoto O. Recent developments in medical care of Jehovah's Witnesses. Western Journal of Medicine 1999; 170: 297-301

 

Sobre el Dr. Muramoto
 

El Dr. Muramoto es un neurólogo, destacado médico, y miembro del Regional Ethics Council, Kaiser Permanente Northwest Division, Portland, Oregon. Sus puntos de vista y opiniones son particulares y no necesariamente reflejan las del Kaiser Permanente and Northwest Permanente P.C.

 

Debemos recordar que la Sociedad Watchtower dijo :

El hecho es que los sueros preparados a partir de sangre son objetables para los cristianos por causa de la Ley Bíblica contra el uso de sangre. Sin embargo, ya que estos no envuelven el uso de la sangre como alimento que nutre el cuerpo, lo cual la Bíblia prohíbe directamente, su uso es un asunto que debe ser decidido por cada persona según su conciencia. Awake 08/22/1965 page 18 (Despertad -en Inglés- 22/08/1965)

 

Entonces, según este razonamiento, si una fracción de sangre no funciona como nutriente o alimento, no sería prohibida por la Sociedad Watchtower. Sin embargo, el Dr. Muramoto,  en respuesta a un testigo de Jehová llamado Rolf Furuli (que al parecer tiene el cargo de "anciano" (Pastor) en una congregación de testigos de Jehová en Oslo) mostró  las funciones específicas de las cuatro componentes prohibidas para los testigos de Jehová. Leamos lo que nos dice Muramoto:

"Aqui yo resumiré el propósito de la terapia de cada componente.

  • Glóbulos rojos = restaurar oxígeno al tejido periférico.

  • Glóbulos blancos = tratar infección al restaurar glóbulos blancos deficientes.

  • Plaquetas = restaurar la función de las plaquetas para una incotrolable hemorragia.

  • Plasma = restaurar la coagulación sanguínea al adicionar factores coagulantes.

Por supuesto, hay muchos otros propósitos de terapias por componentes, pero esos son los principales propósitos en la práctica actual, que cualquier puede leer en textos elementales de medicina. No hay ningún rol de nutrir o alimentar en esas componenes mayores. Irónicamente, hay una componente que es ocasionalmente utilizada para desnutrición. Esta es la albúmina, que es permitida según la Sociedad Watchtower. La hipoalbuminemia ocurre en gente desnutrida. La admnistración de albúmina es una de las maneras más rápidas de corregir este problema. Esto incrementa rápidamente el nivel de suero de albúmina, que es uno de los indicadores de desnutrición, y alivia sus síntomas. Si Furuli y la Sociedad Watchtower verdaderamente creen que "alimentarse" con productos sanguíneos está prohibido en la Biblia, la albúmina debería ser rechazada, y no los glóbulos rojos y las plaquetas.

 

Es interesante notar que la albúmina fue una fracción prohibida por la Sociedad Watchtower en 1956:

mientras este médico favorece el uso de ciertas fracciones de sangre, particularmente la albumina, tales están también prohibidas por la Escritura. De hecho, estas fracciones están siendo usadas no sólo por los médicos, sino también por los procesadores de alimentos, y así sería apropiado observar las etiquetas de tales productos para ver si contienen cualquier sustancia sanguínea o fracciones. Al dudar, lo mejor es abstenerse. Awake 9/8/1956 page 20 (Despertad, 8/9/1956, página 20)

 

No obstante, encontramos un artículo de 1982 donde se permite:

 

Mientras estos versículos no están establecidos en términos médicos, los testigos los entienden como que rigen contra la transfusión de sangre total, glóbulos rojos, y plasma, así como administración de glóbulos blancos y plaquetas. Sin embargo, el entendimiento religioso de los testigos no prohibe absolutamente el uso de componentes tales como albúmina, inmunoglobulinas, y preparaciones hemofílicas; cada testigo debe decidir individualmente si puede aceptarlas. Awake 6/22/1982 page 25. (Despertad 22/06/1982, página 25)

 

Podemos notar que no hay apoyo bíblico para prohibir alguna fracción de sangre. La Sociedad Watchtower se contradice en sus propias definiciones de lo que es correcto e incorrecto, y esto perjudica la salud de muchos testigos de Jehová.